• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado por completo. La misión es el corazón de la fe"
  • Guía Compartir la Misión


    Propuestas de Voluntariado Misionero y #VeranoMisión para jóvenes

3 de enero de 2016

RAMÓN GARCÍA Y ANNE IGARTIBURU RECORDARON CON CARIÑO EN LAS CAMPANADAS A LOS MISIONEROS ESPAÑOLES

"Son los primeros en llegar y los últimos en marcharse en momentos de conflicto"

En 2015 se han cumplido veinte años desde que Ramón García presentase por primera vez las campanadas de fin de año en Televisión Española desde la Puerta del Sol de Madrid. Desde 1995 lo ha hecho en trece ocasiones, formando pareja con Ana ObregónPaloma LagoCarmen Sevilla o, por cuarta vez ya, con otra "clásica" de la casa, Anne Igartiburu, fija en la cadena para este papel estelar desde 2005.

Este año había dos novedades. Por un lado, el aforo de la emblemática plaza madrileña se había limitado por primera vez a 25.000 personas, contadas y controladas por la Policía en los accesos por razones de seguridad, ante la amenaza de atentados islamistas que también ha obligado a medidas especiales en París o Bruselas.

Por otro lado, como recordó Ramón, era la primera vez que cumplía el rito con una compañera embarazada, como ha anunciado recientemente la presentadora, a quien empieza a notársele: "Es una noticia preciosa, la llegada de un nuevo bebito", dijo antes de darle la enhorabuena.

Poco antes de las campanadas, y tras un elogio de Anne a las muestras de solidaridad que a lo largo de los últimos tiempos ha ofrecido la sociedad española con motivo de la dura crisis económica, Ramón García hizo un cariñoso elogio a los religiosos españoles en todo el mundo que pudiesen estar siguiendo el momento a través del canal internacional de RTVE.

"Hablando de país solidario", dijo, "creo que no hemos saludado (y tenemos que hacerlo, Anne, lo hemos hablado antes) a todos los misioneros. España tiene misioneros repartidos absolutamente por todo el mundo, países donde lo están pasando mal, donde tienen situaciones complicadísimas, y si no fuera por los misioneros españoles, esa gente lo estaría pasando francamente mal. Hoy, desde aquí, para ellos un recuerdo y un abrazo muy especial por el excelente trabajo de ayuda solidaria que estáis haciendo en esos países. Un abrazo y un beso muy grande, muy grande, desde aquí".

Cuando todos se van, ellos se quedan es el título de una interesante obra testimonial sobre la labor de los misioneros en todo el mundo. 

"Son los primeros en llegar y los últimos en marcharse en momentos de conflicto", apostilló Anne Igartiburu: "Hay más de 14.000 misioneros españoles en el mundo, sin olvidar tantos y tantos voluntarios".


Fuente: ReL