• CONCURSO CÓMICS


    Concurso de Infancia Misionera
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de niños
  • GESTO


    Revista misionera para niños
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de jóvenes
  • SUPERGESTO


    Revista misionera para los jóvenes

13 de enero de 2016

UNA FE A PRUEBA DE TIFONES. IMPACTANTE FOTO DESDE FILIPINAS

"Ningún desastre puede obstaculizar la fe y la confianza de los católicos"

El pasado diciembre, Filipinas sufrió un devastador tifón que dejó muchas zonas inundadas. No por ello se suspendieron los actos religiosos en las iglesias a las que asistieron puntualmente los feligreses aunque el agua anegase los templos.

Es lo que ocurrió en la capilla de San Roque, en Iscundo, Filipinas, durante la tradicional novena antes de Navidad. Allí el tifón no pudo frenar la celebración de la Misa, a pesar de que el agua les llegaba a los fieles y al sacerdote por las rodillas. 

El seminarista Fiel Louie Narciso Pareja, estudiante de primer año en el seminario Madre del Buen Consejo de la archidiócesis de San Fernando en la provincia de Pampanga, estaba asistiendo al párroco en aquella celebración y relata para Alfa y Omega lo ocurrido:

«Filipinas sufrió otro tifón antes de acabar el año.Tomamos fotos de la capilla de san Rorque de Iscundo en la provincia de Pampanga. Fue en el sexto día de la novena de la Misa del Gallo, o como nosotros lo llamamos, Simbang Gabi. Esta novena está muy arraigada en los corazones de los filipinos y se ha convertido en tradición. Desde el Vaticano se nos concedió una liturgia especial para dicha celebración».

«Nadie nos puede separar del amor de Dios»

«A pesar del fuerte tifón, las inundaciones y la crecida del caudal del Río Grande de la Pampanga (uno de los ríos más grandes de las Filipinas) los fieles insistieron para continuar con las Eucaristías de la novena. Ningún tifón o desastre puede obstaculizar la fe y la confianza de los católicos filipinos. El religioso que impartió la comunión y que aparece en las fotos es el padre Eisen Juan Cruz, sacerdote diocesano en la arquidiócesis de San Fernando Pampanga. Estuvo asistido por tres seminaristas: Rey Nikolai Viray, Gerald Daquiz y yo mismo.

Los fieles de la localidad lograron terminar la novena de forma segura, con una fe firme y una gran devoción. Las fotos que circulan en los medios sociales se hicieron virales. Esto demuestra que nada nos puede separar del amor de Dios, como dijo el apóstol Pablo en una de sus epístolas. Nuestra iglesia es una iglesia misionera: vamos allí donde somos enviados».
 F
Fuente: Alfa y Omega