• 21 de octubre: DOMUND 2018


    “Cambia el mundo"
  • MENSAJE JORNADA MUNDIAL DE LAS MISIONES 2018


    “Con los jóvenes, llevemos el Evangelio a todos” Francisco - DOMUND 2018
  • Guía Compartir la Misión 2018


    Propuestas de voluntariado misionero para jóvenes
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de jóvenes
  • SUPERGESTO


    Revista misionera para los jóvenes
  • GESTO


    Revista misionera para los niños
  • REVISTA MISIONEROS


    Revista misionera para adultos que recoge la actualidad misionera de la Iglesia

15 de enero de 2018

INFANCIA MISIONERA: 175 AÑOS CUIDANDO DE LA INFANCIA

“La Obra Pontificia de la Infancia Misionera se basa en el ejemplo de Cristo que ponía a los niños en el centro y trata de cuidar de los niños para que aprendan desde su tierna edad a compartir”


Infancia Misionera es una Obra del Papa en la que los protagonistas son los niños. Es una escuela de fe que invita a los niños a seguir a Jesús y a anunciar su Evangelio como misioneros y es una escuela de solidaridad que inicia a los niños en la práctica de la caridad y solidaridad con otros niños.

La Obra Pontificia de la Infancia Misionera, fue fundada por el obispo francés Carlos-Augusto Forbin-Janson en 1843, tiene el honor de ser la primera iniciativa mundial de atención a los niños. 


Infancia Misionera es pionera en la defensa de la infancia: se adelantó 80 años a la Declaración de Derechos del Niño de Ginebra y 100 años al nacimiento de UNICEF. Desde su origen defiende la dignidad y la aportación de los niños a la sociedad y a la Iglesia.

Roberta Tremarelli, Secretaria general de la Obra Pontificia de la Infancia Misionera, explicaba en una entrevista a la Agencia Fides  que esta obra nacía hace 175 años pero aún tiene plena vigencia y actualidad.

En ella se invita a los niños a que descubran la riqueza de su bautismo y la compartan con los niños que desean recibirlo: “Los niños son nuestro presente, más que nuestro futuro: y lo cuidamos haciéndoles experimentar la alegría, la oración y el compartir incluso ante las dificultades. Y con un espíritu verdaderamente universal” -explicaba la hermana Tremarelli- “me gustaría recordar que, durante el terremoto en el centro de Italia, los niños de la República Centroafricana, un país muy pobre, renunciaron a una comida para ayudar a sus coetáneos afectados”.

“La Obra Pontificia de la Infancia Misionera se basa en el ejemplo de Cristo que ponía a los niños en el centro y trata de cuidar de los niños para que aprendan desde su tierna edad a compartir”, explica la Hermana Tremarelli. Infancia Misionera fue creada a mediados del siglo XIX; hoy sigue teniendo plena actualidad “los niños no son solo receptores de atenciones; sino que se vuelven sujetos, pueden contribuir en primera persona. De esta forma se educa al espíritu misionero, a estar atentos a las necesidades de los demás”.

A los 175 años de su fundación, la hermana Roberta Tremarelli recuerda que “hoy en muchas partes del mundo la infancia es ultrajada, maltratada, explotada. La Obra Pontificia de la Infancia Misionera recibe solicitudes de ayuda y de subsidios de todo el mundo, la mayoría de ellos para la educación escolar. De hecho, especialmente en África, las escuelas son pocas o están lejos de los asentamientos humanos y los niños tienen que viajar muchas millas al día para asistir a la escuela”.

Además del sector educativo que es crucial, la Obra interviene en áreas como la protección de la vida (cuidado de la salud, nutrición, acogida) y la educación cristiana: “Todo ello para restaurar la dignidad en la vida de los niños”, añade.

Con este mismo espíritu el próximo domingo 28 de enero celebraremos en España la Jornada de Jornada de la Infancia Misioneracon el lema: “Atrévete a ser misionero” invitando a los niños a vivir su fe y compartirla con los demás.

Fuente: O.M.P.